17.4.06

Primera experiencia

Ayer a la tarde en la casa de unos parientes; uno de los chicos de unos 4 años, un poco revoltoso, al no obedecer a una orden de su papá, recibió como castigo un coscorrón en la cabeza. Mi hijo fue testigo de tal hecho. Y quedó muy impresionado. No sólo intentó reparar el daño, acariciando al susodicho niño sino que luego, al escucharme contárselo a mi esposo, él también intentaba contar: "el nene, el papá, en la "cu"(cabeza para mi hijito)" todo esto repetido varias veces y acompañado con gesto de golpe. Luego, en la casa de mi madre, conté algo de lo que hicimos aunque sin referirme directamente a ese hecho y F. volvió a recordar en incidente y lo contaba con su media lengua pero con todo sentimiento.
Fue la primera experiencia de mi hijito viendo algo así.

3 comentarios:

Mumimamá dijo...

Santi tampoco conoce el castigo pero una vez a los 10 meses -producto de mi propia impotencia para impedirle que se haga mal- le pegamos un palmada en la cola y la cara de asombro y susto que puso no me la olvido más. Me prometí no pegarle nunca, lo que se hace fácil porque es un divino y nosotros somos mas bien pacientes y firmes con nuestras creencias de que el castigo no sirve.

Rochi dijo...

triste experiencia :-(

Turca dijo...

Qué feíto...
Qué pena que haya tanta gente que no entienda...